Mansión en Alicante

Porque aquí en nuestro país también tenemos unos lugares de ensueño y hoy, de nuevo, volvemos a hablar de una mansión de esas que quitan el hipo y todos los males con solo mirarla. Se trata de un hogar exclusivo donde seguro, nuestra imaginación volará nada más verla. Una casa que cuenta con todo lo necesario para vivir llenos de lujo cada día y con unas vistas envidiables, ya que está en una zona costera y es por ello que la playa no se hace esperar, dejándonos un horizonte muy hermoso. 

Alicante es el lugar que ve cada día cómo esta inmensa mansión amanece. Cuenta con varias plantas pero sin duda, comenzamos con una de las mejores vistas que es la zona del jardín y de la piscina. Éste parece que se comunica directamente con el mar mientras nos damos un chapuzón. Claro que tampoco la fachada tiene nada para desperdiciar, puesto que sobre estas líneas deja ver las terrazas que están cubiertas y que acceden hacia el interior. Es un total de más de 1.042 metros cuadrados que dan para mucho y que comienzan con una combinación de modernidad y buen gusto que se mezcla con los muros y paredes de piedra.

jardín de mansión moraira

Aunque los jardines y esas columna tan luminosas son perfectas para ir descubriendo lo que hay en el interior de esta mansión exclusiva. Allí nos encontraremos con unos ocho baños, los cuales tienen todo tipo de comodidades y con una decoración minimalista que combina el color blanco con el marrón y los acabados de mármol. Además, hay sitio de sobra para dos cocinas y para seis habitaciones. Todo un desfile de decoración muy elegante y con colores básicos para proporcinar mayor comodidad a las amplias estancias. Es un lugar perfecto donde poder relajarse y como no, soñar.

interior mansión moraira

Toda ella está rodeada y cubierta de lujos pero si habíamos comenzando con uno de ellos, también nos vamos con él. La piscina sin duda es uno de esos caprichos a los que muchos no estamos acostumbrados y desde luego le da la mayor de las elegancias a una villa o mansión de lujo como ésta. Además, cuenta con el privilegio de que está cubierta y tiene un spa. Sin duda, una casa para admirar y para que no te olvides de nada, puedes subirte a su ascensor y luego volver a salir para practicar un poco de deporte en su pista de tennis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *